Mercedes-Benz ya trabaja en el EQB

En el marco de su estrategia en movilidad eléctrica, Mercedes-Benz está trabajando en su segundo modelo completamente eléctrico. Se trata del EQB, un SUV de segmento C que se ubicará justo por debajo del esperado EQC.

El EQB intentará corregir los errores detectados en el EQC que, en parte, se centran en la autonomía. Éste consigue los 450 kilómetros en ciclo NEDC, cifra que podría reducirse hasta los 350 kilómetros en condiciones reales de conducción. La razón para ello es el peso y el coeficiente aerodinámico del vehículo de un SUV de sus características. Uno de un segmento menor debería de mejorar estas cifras en el caso de que equipe la misma batería.

De hecho, el EQB derivará del GLB, un SUV compacto de combustión con gran éxito en la firma de la estrella. No obstante, el modelo eléctrico tendrá su propio diseño y líneas, las cuales tendrán cierto parecido al EQC.

Tratándose de un SUV compacto, el EQB equipará un sistema de tracción total basado en dos motores eléctricos, uno en cada eje, mientras que la plataforma en principio será la MFA II, que ya se usa en parte de la gama de combustión.

El Mercedes-Benz EQB será mostrado al público en el próximo mes de Septiembre durante la celebración de Salón del Automóvil de Frankfurt, aunque el pase a producción no será hasta 2020 o 2021, a la espera de analizar la demanda que recibirá el EQC.